Compartir en:

La maqueta de un platillo volador de varias toneladas desapareció misteriosamente en un instante y en extrañas circunstancias. La explicación más racional, por loco que parezca, es que una fuerza alienígena se la llevó de este mundo…

 

Esto ocurrió en Denver, Colorado, Estados Unidos, cuando estaba en preparación la serie televisiva Los Invasores, en 1967. Aquella recordada serie, aún en blanco y negro en sus comienzos, donde aparecía el platillo volador y Roy Thinnes encarnaba a David Vincent, el arquitecto en irreductible cruzada personal contra los invasores alienígenas sólo reconocibles por un bizarro dedo meñique completamente rígido, y por la muy conveniente desintegración que seguía inmediata e irremediablemente a su muerte, poniéndolos así a salvo de comprometedoras necropsias.

Aquella serie que nos puso a muchos en contacto —un equívoco contacto, debo admitir— con un platillo volador, y que invariablemente comenzaba con las palabras que recuerdo haber esperado ansiosamente con mis once años en la pantalla de Teleonce (el viejo canal 11 de Buenos Aires):

«…Seres de otros mundos. Destino; la Tierra… Propósito; adueñarse de ella. David Vincent los ha visto. Para él, todo comenzó una noche en un camino solitario, cuando buscaba un atajo para volver a casa… que nunca encontró. Comenzó con un merendero cerrado y abandonado, con un hombre tan fatigado que no podía seguir el viaje. Con la llegada de una nave de otra galaxia… Ahora, David Vincent debe convencer a un mundo incrédulo de que la pesadilla ha comenzado…».

Para las necesidades del film, el realizador había pedido que se le construyera una «verdadera» nave de tipo extraterrestre de gran tamaño, con todos los detalles hasta entonces conocidos acerca de las mismas.

La empresa era ardua, ya que eran varios los tipos de platillos avistados en los últimos años y en diferentes regiones. Los realizadores del artefacto decidieron, después de cavilar mucho, elegir el tipo más frecuente: el plato hondo invertido. Recogieron entonces todos los datos y fotografías existentes, interrogaron testigos, hicieron planos y pusieron manos a la obra…

 

Siga leyendo esta asombrosa noticia en MYSTERY PLANET

Compartir en: