Ataques al corazón: Por qué los humanos somos casi la única especie que sufre esta condición
Ataques al corazón: Por qué los humanos somos casi la única especie que sufre esta condición

Los ataques al corazón son la principal causa de muerte en todo el mundo

/
1 minuto de lectura

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte prematura (personas menores de 70 años) en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud.

Los ataques al corazón representan casi un tercio de las muertes cada año (17,9 millones), y se espera que esa cifra alcance los 23 millones para 2030.

En la mayoría de los casos, la causa es la aterosclerosis, la obstrucción de las arterias con depósitos de grasa que reducen el flujo sanguíneo a los órganos vitales.

Pero mientras que esta condición es común en los humanos, es «prácticamente inexistente» en otros mamíferos, incluidos los chimpancés con estilos de vida sedentarios. También hay muy poca evidencia de que esto ocurra en las ballenas y los delfines.

Entonces, ¿por qué los humanos son más propensos a sufrir ataques al corazón?

Un rasgo humano

En algún momento entre hace dos millones y tres millones de años, nuestros antepasados «perdieron» un gen.

Una mutación genética les desactivó un gen llamado CMAH, y esta característica se transmitió a través de la cadena evolutiva hasta llegar al Homo sapiens, que apareció hace unos 200.000 años.

Según un nuevo estudio de la Universidad de California, como resultado de esta mutación, los humanos se han vuelto particularmente vulnerables a los ataques cardíacos.

En estudios anteriores, Ajit Varki, uno de los autores de la investigación, ya había observado que la aterosclerosis es prácticamente inexistente en animales que no sean humanos.

En un experimento realizado hace diez años, se analizaron chimpancés y otros mamíferos en cautiverio para ver si los factores de riesgo comunes a los humanos, como un estilo de vida sedentario, una dieta alta en grasas y colesterol y la presión arterial alta, podrían provocar ataques cardíacos en estos animales.

 

 

Continúe leyendo esta interesante noticia en  BBC NEW MUNDO

2 Comments

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog