Categorías
Nacionales Sucesos

Autoridades del CPO vendían la comida de los reclusos

El motín iniciado este miércoles por un grupo de reclusos del Centro Penitenciario de Occidente (CPO) en Santa Ana del Táchira se mantiene, los reos sometieron a varios custodios del penal y los tienen como rehenes.

Compartir en:

Autoridades del CPO vendían la comida de los reclusos

El motín iniciado este miércoles por un grupo de reclusos del Centro Penitenciario de Occidente (CPO) en Santa Ana del Táchira se mantiene, los reos sometieron a varios custodios del penal y los tienen como rehenes.

«Desde la madrugada del día de ayer, se registró un motín, encabezado por un grupo de presos, quienes exigen alimentación y la prestación de atención médica, allí hay reos que desde hace mucho tiempo tienen escabiosis, tuberculosis y otras enfermedades contagiosas, ellos denuncian ademas que tenían tres días sin recibir alimentación», indicó la parlamentaria del Táchira Karín Vera.

Aseguró que en el lugar se les violan todos los derechos a los privados de libertad, quienes son obligados a consumir agua contaminada de una piscina, los mantienen incomunicados sin visita, no les permiten que sus seres queridos les lleven comida y además le niegan la atención médica.

Señalo Vera que el detonante del motín fue que los reos descubrieron que las autoridades vendían los alimentos que desde el ministerio les enviaban.

«No tienen alimentos, no tienen atención médica, pero contra todo pronóstico, los reclusos descubrieron que un sector que llaman el rancho, estaba copado de alimentos, alimentos que debieron ser destinados para ellos, pero que las autoridades del penal los comercializaban fuera del recinto penitenciario, negándole a los reclusos el derecho a la alimentación».

A las afueras del penal los familiares, esperan noticias sobre el estado de sus seres queridos, las autoridades no han dado un parte oficial sobre lo que ocurre adentro.

«Según información extraoficial hay nueve custodios como rehenes de los reclusos, la fuerza pública a través de la guardia nacional llegó con tanquetas, amenazando a los reclusos con intervenir el centro penitenciario», apuntó la parlamentaria de la Asamblea Nacional.

La situación es tensa y de gran consternación, esposas, madres e hijos de los reclusos lloran en medio de la gran incertidumbre que viven.

«De manera extraoficial, nos dicen que allí hay heridos, que hasta la fecha no han recibido ningún tipo de atención médica», enfatizó con preocupación la diputada Karín Vera.

La comisión de cultos y sistema penitenciario iniciará una investigación sobre la violación de los derechos humanos en las cárceles venezolanas y solicitarán la destitución de las autoridades del CPO.

Familiares de los presos también denunciaron que hay varios que tienen boleta de excarcelación y les han negado su libertad.

Lamentó Vera que en nuestro país no exista una verdadera «humanización» en los recintos y que estos ciudadanos sean vejados y maltratados de esta manera.

 

Redacción Curadas

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *