Cerca de Estocolmo descubren a los gemelos del barco hundido "Vasa"
Cerca de Estocolmo descubren a los gemelos del barco hundido "Vasa"

Cerca de Estocolmo descubren a los gemelos del barco hundido «Vasa»

/
1 minuto de lectura

Hallan los restos de dos navíos de guerra, los gemelos del Vasa.

A las afueras de la ciudad sueca de Vaxholm, en aguas de un estrecho que conduce a Estocolmo, y a una profundidad de cincuenta metros, los arqueólogos acaban de realizar un descubrimiento sensacional: los restos de dos navíos de guerra del siglo XVII, que, según todos los indicios, se trataría de los gemelos del Vasa, el buque insignia de la marina sueca que se hundió el 16 de agosto de 1628 tras recorrer apenas un kilómetro, durante su viaje inaugural.

El Vasa era uno de los navíos de guerra más potentes de la época y el orgullo del rey Gustavo Adolfo II. Su estructura se construyó con más de mil robles especialmente escogidos para tal fin, su peso era de 1.200 toneladas, tenía 69 metros de eslora, casi doce de manga y más de 1.200 metros cuadrados de velamen. El barco iba pertrechado con 64 cañones y en el momento de su hundimiento llevaba una carga de setecientas esculturas de héroes bíblicos, emperadores romanos y dioses griegos. En el naufragio murieron unas cuarenta personas. Poco tiempo después, la marina sueca hizo construir, además del Vasa, otros tres navíos del mismo tipo, el Applet (1629), el Kronan (1632) y el Scepter (1634) . Éstos tuvieron más suerte que su gemelo; sirvieron en la marina sueca y participaron en combates navales.

Hundidos a propósito

Jim Hanson, el arqueólogo que ha descubierto los restos de dos de estos navíos, describe de este modo el hallazgo: «Nada más empezar a bucear, en un día en el que la visibilidad era bastante buena, de tres o cuatro metros, me di de bruces con aquella gigantesca pared negra de madera, sin duda el casco de un barco enorme. Sentí un escalofrío debajo de mi traje seco de buceo, en el cuerpo entero se me puso la piel de gallina. Miré hacia arriba y me di cuenta de lo enorme que era, me parecía irreal. Empecé a avanzar lentamente hacia la parte superior y luego descendí por el interior del casco. Allí estaban partes de los baos, cuadernas, los aparejos». Pero eso no fue todo. Cuando Hanson empezó a explorar el primer pecio, descubrió, alineado con el anterior, un segundo barco. De hecho, documentos datados en 1650 informan de que los suecos hundieron a propósito los tres barcos de guerra gemelos del Vasa en esta zona.

 

Continúe leyendo sobre este interesante descubrimiento en  NATIONAL GEOGRAPHIC

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog