Gocho del WhatsApp domingo 5 de enero 2020
Gocho del WhatsApp domingo 5 de enero 2020

Audio del Gocho del Whatsapp martes 12 de mayo 2020 – 3:30 PM

/
6 minutos de lectura

Curadas comparte el audio de El Gocho del WhatsApp en el que este personaje comenta a un amigo o familiar temas variados como el santo del día, y opina respecto a la economía, la política y otros hechos noticiosos de Venezuela y el mundo. Escúchalo con atención y compártelo.

Dale play al audio de El Gocho

Si quieres, escucha al Gocho en Youtube

https://youtu.be/-I9G7VgGcpE

Síguenos en las Redes Sociales

Ahora puedes descargar el audio de El Gocho del WhatsApp en mp3 desde Curadas

Únete a uno de nuestros grupos de WhatsApp para recibir noticias: dólar promedio, audio de El Gocho, noticias.

Únete a nuestro grupo de Telegram para recibir noticias: dólar promedio, audio de El Gocho, noticias.

¿No conoces algunas palabras que dice El Gocho? ¿Quiéres saber qué significan? Consulta el Glosario de El Gocho del WhatsApp.


Transcripción de este audio de El Gocho del WhatsApp

¡Qué hubo Feder, cómo estás!

Hoy es 12 de mayo del 2020, son las 3:30 de la tarde usted por allá en Zúrich, ¿cumpliendo 11, no? A esta hora lo que le sale es un strudel de manzana con una copa de helado y la velita. Y hoy, de paso, una buena amiga por allá en Alexandria, cumpliendo años, pero esa, esa sí puede ir a Dunkin Donuts, y comprarse la respectiva rosquilla, para que le pongan su vela también.

Por cierto que ayer, 11 de mayo, pero de 1960, hace 60 años, el Estado de Israel capturó a un criminal de guerra nazi, a la rata de Adolf Eichmann. Se lo llevaron de Argentina, lo llevaron a Israel y allá lo enjuiciaron por los crímenes cometidos durante la Segunda Guerra Mundial, y por supuesto, lo pasaron para el otro lado. 

¿Por qué? Porque hay que recordar que los criminales de guerra, los violadores de Derechos Humanos, los genocidas, no pueden ser perdonados. Y el largo brazo de la justicia les tiene que llegar. A esa rata que tenía 15 años allá, echándose aire en las bolas, sobrado, en Buenos Aires, en la Buenos Aires del fachista Perón, de allá mismo lo sacaron. Eso es para que a las ratas del régimen rojo no se les olvide que los que tienen engagements serán presentados ante la justicia, pero todos esos bichos que se han comido la luz, les va a llegar la justicia. La Justicia Divina, la justicia terrenal o la justicia de la póliza del banco de sangre… Pero de aquí ninguna de esas ratas se va a ir liso.

Y mientras, el planeta entero está apurado viendo cómo recuperan la economía, cómo arrancan la gente a trabajar, cómo llevan los muchachos a clases, cómo se comporta y se plantean las nuevas reglas sociales, porque hay que poner la gente a trabajar, aquí tenemos un alargue de dos meses, sin podernos mover, todo porque no hay gasolina. No hay gas, la luz es una falladera y esta cuerda de malditos lo único que hacen es seguir negociando droga, porque para lo único que sirven. Lo único que demostraron que eran eficientes, eran robando, llevando droga y haciendo maldades y matando gente y violando la ley. Coño, en esa vaina sí sacaron… Todos son summa cum laude, todos con 20 puntos, pero para las cosas buenas, no sirve ninguno para nada.

Y el cuento de que la justicia le llega a la gente, y nadie se va liso ni gratis en este mundo, es que un sujeto en México, que se llamaba “El Gordo May” que era el sicario del “Cártel de los Zetas” murió en la cárcel de Puerta Grande de el virus chino. Allá cogió su cohete a verse con Lucifer esa rata responsable de la decapitación de doce personas en Cancún, le tocó agarrar el viaje del cohete, porque no se pudo salvar. A pesar de que tenía toda la plata para comprar sus carceleros, la mala leche se lo cargó y “Chaolin”. 

Pero lo que sigue siendo terrible es el abandono del campo venezolano. 

Por un lado, por el robo y la confiscación de tierras a los productores por parte del régimen rojo, y por otro lado, porque no hay una política clara de producción agrícola, de respeto de los precios, de respeto al libre mercado, de bajar los aranceles para que se puedan importar los insumos, y toda esa locura tiene el país enterrado, cuando el gran potencial venezolano es el campo y la producción de comida. 

Ahí está la mejor muestra: España, que una nación que es un desierto, y gracias a las diferentes presas que les hizo Franco, tienen agüita y producen comida, y más o menos tienen una buena porción de empleos en el campo, y a raíz de la comida y el campo es donde se genera la mayor cantidad de empleos en España, que es alrededor de la industria del turismo. Pero todo lo que es turismo significa comida.

En cambio aquí, entonces andan pensando, una cuerda de sujetos que se fueron del país hace más de 10 años, que están planteándose el cuento del “Plan País”, sobre todo en el cuento de petróleo, pero no conocen Venezuela, no están aquí, no saben de las realidades del país, y además pretenden pedirle a personas -no venezolanos- que presten los reales para invertir en Venezuela. En vez de sentarse a escribir los planes, que es: cómo vamos a hacer para que los venezolanos que tienen más de 300 billones de dólares, formales, legales, decentes, puedan venir a invertir en Venezuela y sobre todo venir a invertir en el campo venezolano, que tiene un enorme potencial. Entonces, en vez de pensar cómo coño vamos a generar la mayor cantidad de empleos, aquí andan es unos bichos pensando que coños vamos a hacer con la industria petrolera, pidiéndole fiado a internacionales, que tienen que resolver sus problemas en unos sitios donde sí se respeta el estado de derecho, y aquí, que esto es territorio apache, no estamos escribiendo ni una letra de nada. 

Eso es parte de la desgracia en la cual estamos metidos, que ni los rojos la entienden, y por supuesto, las personas que aparentemente lideran el cuento del “Plan País”, no saben de esa mierda, no la tienen clara. En su vida han sembrado, y no saben la diferencia entre la mata de perejil o la mata de cilantro, ni siquiera por el olor del cilantro de pipa, y mucho menos qué es lo que significa es Venezuela para poder producir ganado, producir cuero, producir leche y además cómo producir cabras, y cómo producir ovejos, y cómo producir gallinas… De nada de eso, un coño saben. 

Entonces andan es leyendo libritos teóricos del petróleo, pero no están viendo cuál es el verdadero problema venezolano, y de eso es que lo que hay que hablarle al venezolano. No estar perdiendo tiempo con el sujeto de Petare, que por lo visto les meó el gorro, y se le coló por la rendija. De nada de eso se está hablando, y entonces ahora la otra gran noticia, es que agarran a unos sujetos, les tapan la cara, los arrodillan, los humillan, dizque son unos invasores… ¡Qué hijueputas!

Aquí el problema es que no hay gasolina, no hay como producir comida, no hay como conseguir insumos… Entonces toca agarrar e inventársela para ver cómo se llega uno a Cúcuta, pasar por las trochas, pagarle a los “paracos” para ir a comprar las cosas que se necesitan. Esa es la realidad en la que estamos metidos nosotros, y pretenden alargarla entonces ahora, de acuerdo a la declaración de la Academia Venezolana, hasta el mes de septiembre, qué desgracia.

Pero como no todo lo que pasa en Venezuela es malo, el fin de semana la PTJ de Maturín, en Jusepín, se soplaron al “Oso” y al “Nano”, un par de ratas que tenían azotado ese estado, bravo por los PTJ. 

Y mientras tanto, aquí en el Táchira, el atropello y la infamia por la gasolina, por lo que están cobrando, por la matraca para poder echar gasolina y tener que pagarla a unos precios exorbitantes… Ese es el día día de nosotros. ¡Malditos sean todas las ratas que manejaron el sistema petrolero y de energía en este país durante los últimos veintiún años!. Todos son culpables. Todos merecen que los cuelguen de un gancho para guindar puercos, por basuras.

Y me voy a tomar café con galleticas. Chao, chao.

6 Comments

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog