Abejas en peligro: desde 1990 no se observa un cuarto de las especies

Abejas en peligro: desde 1990 no se observa un cuarto de las especies

/
5 minutos de lectura

Un análisis demuestra una tendencia general descendente en la diversidad mundial de las abejas y suscita preocupación por la situación de estas polinizadoras cruciales

Las abejas nos alimentan. Muchas de las 20.000 especies polinizan el 85 por ciento de los cultivos alimentarios y las frutas de todo el mundo, desde el ajo y los pomelos hasta el café y la col rizada.

Pero, al parecer, a estos insectos cruciales no les va muy bien. Un estudio publicado en la revista One Earth revela que en las últimas décadas, el número de especies reportadas en la naturaleza ha disminuido a nivel mundial. La disminución más pronunciada ocurrió entre el año 2006 y 2015, con aproximadamente un 25 por ciento menos de especies detectadas, incluso cuando los avistamientos de científicos ciudadanos aumentaron rápidamente.

Las alíctidas, también llamadas sudoríparas por su atracción por la transpiración, polinizan cultivos importantes como la alfalfa, los girasoles y las cerezas. Las observaciones de estos diminutos volantes metálicos se han reducido en un 17 por ciento desde la década de 1990, descubrió el estudio. Las abejas de la rara familia Melittidae, que nos proporcionan arándanos azules, arándanos rojos y orquídeas, se han desplomado hasta en un 41 por ciento.

Aunque menos conocidas, estas abejas silvestres complementan el trabajo de las abejas en las colmenas manejadas.

“Incluso si las abejas pueden ser polinizadores eficientes de muchos cultivos, depender mucho de una sola especie es muy riesgoso”, dice el líder del estudio Eduardo Zattara, biólogo del Instituto de Investigación sobre Biodiversidad y Medio Ambiente, en Bariloche, Argentina.

Por ejemplo, durante un brote de una enfermedad en el 2006, Estados Unidos perdió aproximadamente la mitad de sus abejas. Si solo hubieran estado presentes las abejas domesticadas, «la pérdida de rendimiento habría sido enorme», dice Zattara.

El estudio se basó en un sitio web de acceso abierto llamado Global Biodiversity Information Facility (Servicio de información sobre diversidad biológica mundial), que contiene registros de observación de abejas provenientes de museos, universidades y ciudadanos privados que se remontan al siglo XVIII.

La mayoría de los estudios sobre la diversidad de abejas se enfocan en un área o en una especie específica, que es lo que inspiró este amplio análisis.

“No existe un muestreo a largo plazo, muy exacto y preciso de las abejas en todo el mundo”, dice Zattara. «Queríamos ver si podíamos usar este tipo de datos para obtener una respuesta más global y la respuesta que obtuvimos es sí».

Sin embargo, advierte, los registros que sustentan el estudio no nos brindan suficiente información para determinar si ciertas especies se han extinguido. “Lo que podemos decir es que las abejas silvestres no están prosperando exactamente”.

Amenazas a las abejas

El análisis muestra una disminución en los avistamientos de especies en todos los continentes excepto Australia, donde hay una escasez comparativa de datos, dice Zattara. Las abejas no habitan la Antártida.

Durante la segunda mitad del siglo pasado, un boom agrícola mundial provocó la pérdida de hábitat, mientras que el uso generalizado de pesticidas acabó con muchas plantas de las cuales las abejas dependen para alimentarse. Mientras tanto, el aumento de las temperaturas ha obligado a las especies a salir de sus rangos nativos o las ha matado directamente.

Otra causa de declives: Cuando los países introducen abejas no nativas para polinizar cultivos agrícolas particulares, los patógenos pueden venir con ellos, «creando pandemias de insectos», dice Zattara.

Continúa leyendo en NATIONAL GEOGRAPHIC

CURADAS | Tu compañía en información…

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Nota Anterior

Tribunal federal de EE.UU. bloquea orden de Joe Biden de detener las deportaciones

Nota Próxima

Gocho audio miércoles 27 de enero 2021 – 12:35 PM

Recientes de Blog