Alonso mira al coche de 2022 para volver a ser campeón con Renault

/
1 minuto de lectura
La pregunta que todos los aficionados se hacen es, ¿qué podría hacer Fernando Alonso con este Renault?, ¿podrá de nuevo luchar por victorias o por el campeonato del mundo?

De momento, el RS20 de este año es un coche completamente cambiado respecto a su predecesor, y de inmediato ha mostrado un buen grado de competitividad.

Daniel Ricciardo, de no haber tenido la avería que le obligó a abandonar, hubiera estado en la batalla por el podio con Lando Norris, Charles Leclerc y Carlos Sainz, entre otros.

Es de los pocos que ha presentado un nuevo kit aerodinámico completo para la primera cita del año y el paso adelante es evidente respecto a 2019. No es un coche ganador, pero es un monoplaza muy decente, con un morro estrecho al estilo de Mercedes y McLaren, lo que habla bien del equipo de diseño de la factoría de Enstone. Ricciardo entró con él en la Q3, por delante del Ferrari de Vettel.

Evidentemente, este no es el coche que tendrá Alonso en 2021, pero no diferirá demasiado de este modelo. El monocasco será idéntico, y gozarán sólo de unos pocos tokens (créditos) para evolucionarlo en la aerodinámica. El motor también será parecido, pues Renault quiere poner todos sus esfuerzos en el coche del nuevo reglamento, a partir de 2022.

Es aquí precisamente donde Fernando tiene puesta su mirada. El cambio de normas, destinadas a promover una mayor igualdad, más cantidad de piezas estándar, y con menos posibilidad de innovación para los grandes, es visto por el asturiano como la oportunidad para volver a estar en la cabeza de la parrilla. La limitación del presupuesto a sólo 145 millones de dólares anuales, puede facilitar también la igualdad competitiva, pues ya no habrá barra libre para los grandes, que hasta podían destinar recursos casi ilimitados a lo largo del año a sus coches.

vía AS

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog