Australia: encuentran tres nuevas especies de esponjas carnívoras

Australia: encuentran tres nuevas especies de esponjas carnívoras

/
3 minutos de lectura

Los investigadores han descubierto tres nuevos especies de esponjas marinas carnívoras frente a las costas del país. Utilizaron un vehículo submarino remoto (ROV) y un Smith-McIntyre Grab (una especie de garra acuática) para fotografiar y recolectar a los seres

Un nuevo descubrimiento tomó por sorpresa a los biólogos de todo el mundo: en las profundidades de la costa australiana, existen esponjas carnívoras.

No cabe duda: las profundidades de los océanos son espacios aún inexplorados por mano humana. En 1995, se avistó por primera vez una especie de esponja marina que dejó helada a la comunidad científica internacional. Un poco más de veinticinco años después, un equipo de biólogos marinos logró captar no una, sino tres nuevas especies de esponjas marinas que, a diferencia de otras especies cercanas, son carnívoras.

Esponjas con una dieta variada

Oriundas de las cosas australianas, específicamente de la región conocida como The Great Australian Bight, a unos cinco metros por debajo de la superficie habitan una especie endémica de polímeros. Merrick Ekins, investigador y gerente de la Colección de Invertebrados Marinos Sessile del Museo de Queensland, destacó lo siguiente con respecto a este nuevo hallazgo:

“Simplemente demuestra la cantidad de nuestros océanos profundos que aún no se han explorado; estas esponjas son bastante únicas porque solo se encuentran en esta región particular […], una región que estaba programada para la exploración de petróleo en aguas profundas.”

Generalmente, se tiene registro de que las esponjas marinas se alimentan por un proceso conocido como filtración multicelular. Esto se debe a que tienen tejidos perforados para que el agua pase, y así, puedan nutrirse del oxígeno y alimento. Se caracterizan por ser criaturas bastante simples, carentes de cerebro, sistema digestivo o circulatorio. Sin embargo, han mantenido su fisionomía durante más de 500 millones de años.

El caso de las esponjas carnívoras es un poco distinto. A pesar de que conservan el sistema de flujo de agua, son capaces de atrapar pequeños crustáceos y otras presas pequeñas, proporcionales a su tamaño. Esto lo logran por medio de ganchos y filamentos diseñados naturalmente para adecuarse a las víctimas que desean capturar.

Continúa leyendo en NATIONAL GEOGRAPHIC

CURADAS | Tu compañía en información…

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Nota Anterior

Sarah Thomas será la primera mujer árbitro en un Super Bowl

Nota Próxima

Gocho audio jueves 21 de enero 2021 – 3:35 PM

Recientes de Blog