Presidente de la CBF dice que la autoridad sanitaria brasileña se extralimitó

///
6 minutos de lectura

Sao Paulo, 5 sep (EFE).- El presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Ednaldo Rodrigues, afirmó este domingo que la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) se extralimitó al irrumpir en la cancha para suspender el partido entre las selecciones de Brasil y Argentina por la eliminatoria mundialista.

«Todos tuvimos un susto y quiero decir que es lamentable. El partido entre Brasil y Argentina despierta el interés de todo el mundo y la CBF no tuvo participación en ningún momento (de la decisión)», declaró Rodrigues al canal SporTV.

El árbitro venezolano Jesús Valenzuela y los comisarios de campo de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), actuando en nombre de la FIFA, responsable de las eliminatorias al Mundial de Catar 2022, suspendieron el partido después de la interrupción en el partido y el abandono de la cancha por parte de Argentina.

Fiscales de la Anvisa irrumpieron en la cancha ante el incumplimiento de una orden de cuarentena obligatoria de 10 días o de deportación de 4 jugadores visitantes porque entregaron «informaciones falsas» al protocolo sanitario durante su inmigración.

«Personas de la Anvisa ya estaban acompañando a la selección de Argentina. Hay un protocolo para todas las selecciones para su entrada a Brasil. Nos causó extrañeza esa situación de dejar para hacer eso con el partido comenzando», apuntó Rodrigues, quien está interinamente en el cargo por la suspensión de Rogerio Caboclo.

En un comunicado, la CBF reiteró las palabras de Rodrigues, negando su participación como ente deportivo en algún tipo de negociación para omitir el protocolo sanitario vigente, aunque manifestó que la Anvisa «pudo actuar con antelación» antes y haber evitado el desgaste de hacerlo en pleno partido.

«La CBF respeta los protocolos de la Anvisa y en ninguna situación queríamos esquivar la Legislación», pero, a su juicio, «esto causa indignación porque la Anvisa se extrapoló en sus decisiones y podría haber evitado eso antes», aseveró el titular del órgano rector del balompié brasileño.

Las normas sanitarias brasileñas vigentes exigen que las personas que estuvieron en los últimos 14 días en Reino Unido, India y Sudáfrica deben cumplir una cuarentena obligatoria de 10 días y de acuerdo con la Anvisa los deportistas suministraron «informaciones falsas» al respecto durante su proceso de inmigración.

Los deportistas en mención son Emiliano Martínez y Emiliano Buendía (Aston Villa) y Cristian Romero y Giovani Lo Celso (Tottenham), quienes después de actuar la semana anterior con sus clubes de Londres viajaron a Suramérica para integrarse al seleccionado argentino.

Martínez, Romero y Lo Celso habían saltado al campo como titulares, mientras que Buendía estaba en el banco de reservas. Los 4 jugadores llegaron a Brasil el viernes provenientes de Caracas, donde Argentina derrotó el jueves por 1-3 a Venezuela en la jornada eliminatoria anterior.

Pocas horas antes del partido, la Anvisa comunico oficialmente que pidió a la Policía Federal brasileña el cumplimiento de la «cuarentena obligatoria o su inmediato retorno al país de origen» de los futbolistas, después de detectar «incumplimiento a las reglas sanitarias del país» y «dar informaciones falsas».

Más reacciones

El oficialismo del Gobierno brasileño y la oposición coincidieron en criticar la actitud de los deportistas argentinos, pero algunos arremetieron por la demora de la Anvisa para actuar.

El senador Flavio Bolsonaro, primogénito del presidente, Jair Bolsonaro, escribió en su Twitter que los argentinos fueron «malandros» (pícaros) y «en la terquedad los alinearon», situación que debe «ser investigada» por parte de la Policía Federal.

El presidente de la Anvisa, Antonio Barra Torres, dijo a medios que los 4 futbolistas serán «deportados y multados» por la infracción sanitaria.

Para el senador opositor y médico Humberto Costa, del izquierdista Partido de los Trabajadores (PT) y miembro de la Comisión Parlamentaria que investiga la gestión de Bolsonaro, los 4 futbolistas «mintieron y cometieron dos infracciones gravísimas.»

A la espera de una decisión de la FIFA sobre el partido, que correspondía a la sexta jornada aplazada en febrero pasado con el agravamiento de la pandemia de la covid-19, Brasil es líder de la eliminatoria con 21 puntos y 100 % de rendimiento, escoltado por la también invicta Argentina, con 15 unidades.

La Canarinha aprovechó la presencia en el estadio y realizó entonces un entrenamiento de cara al encuentro del jueves en el estadio Arena Pernambuco de Recife ante Perú, mientras que Argentina abandonó el estadio Neo Química Arena con destino al aeropuerto Cumbica de Guarulhos, en la región metropolitana de Sao Paulo.

La Albicelste, en tanto, embarcará para Buenos Aires, donde recibirá el jueves en el estadio Monumental de Núñez a Bolivia. 

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog