Médico venezolano acusado en EE.UU. de vender programas informáticos para secuestro de datos

///
2 minutos de lectura

El cardiólogo venezolano Moisés Luis Zagala González, conocido como «Nosophoros» y «Aesculapius», fue acusado este lunes por la fiscalía estadounidense de conspirar para cometer intrusión informática, con el fin de utilizar y vender programas maliciosos para secuestro de datos.

Según la fiscalía de Brooklyn, Zagala, de 55 años, vive en Ciudad Bolívar (Venezuela) y tiene doble nacionalidad venezolano-francesa.

Zagala «diseñó y vendió varios programas de secuestro de datos, que los cibercriminales utilizaban para extorsionar dinero» a empresas y otras instituciones, atacando sus redes de ordenadores, según los documentos judiciales.

Una vez que encriptaban la información de los computadores a los que accedían pedían dinero para desencriptarla.

Uno de los primeros productos que desarrolló Zagala, fue un programa de secuestro de datos denominado «Jigsaw v. 2», que tenía, según su descripción, un contador que registraba las veces que el usuario había tratado de destruirlo.

«Si los usuarios matan el programa de secuestro de datos demasiadas veces, está claro que no pagarán por lo que es mejor borrar todo el disco duro», aconsejaba Zagala.

A principios de 2019, Zagala empezó a anunciar su nueva herramienta en la web: «Private Ramsomware Builder» (programa de secuestro de datos privado) que denominó «Thanos», nombre del villano de dibujos animados responsable de destruir la mitad de la vida en el universo, así como a la mitología griega en la que Thanatos se asocia a la muerte.

Lea también: Biden visita Buffalo, escenario de matanza racista, para denunciar el extremismo

El «polifacético» médico, como le define la fiscalía del tribunal de Brooklyn, que instruye el caso, no solo vendía el programa, sino que también permitía adherirse al mismo a cambio de compartir los beneficios de los ataques cibernéticos, que podían ser pagados por Paypal a una cuenta de un familiar en Florida o en criptomonedas.

El programa informático estaba diseñado para hacer contactos periódicos con un servidor en Charlotte, Carolina del Norte que el cardiólogo utilizaba para cerciorarse de que el usuario tenía una licencia activa.

Sus alias preferidos eran «Aesculapius», en referencia al antiguo dios griego de la medicina, y «Nosophoros», que signfica «enfermedad» en griego.

Según los anuncios que hacía de su programa en foros especializados de hackers, Zagala se jactaba de que el programa Thanos era prácticamente indetectable para los programas antivirus y que «una vez se hacía el encriptado», el programa se autoborraría haciendo casi imposible que la víctima pudiera detectarlo y recuperar sus documentos.

Zagala solía pedir a sus ‘clientes’ que «si tenían tiempo y no era demasiado problema», calificaran su experiencia.

Hasta que ofreció una licencia por 500 dólares al mes con «opciones básicas» u 800 dólares con «todas las opciones» a un confidente del FBI, la policía estadounidense.

Si fuera hallado culpable, podría ser condenado a 5 años por cada uno de los dos cargos que se le imputan: intento de intrusión en ordenadores y conspiración para cometer intrusión en ordenadores.

Con información de AFP

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog