Dolor en el talón: alivialo rápidamente con este ejercicio

Dolor en el talón: alivialo rápidamente con este ejercicio

3 minutos de lectura

La inflamación de la fascia plantar puede causar dolor en el talón, sobre todo, al caminar

La fascitis plantar es una de las lesiones más habituales de los corredores que se produce en el pie, desde el principiante hasta en atletas de élite. Como deportista es probable que hayas experimentado, o al menos hayas oído hablar de ella. Este temido dolor en el talón puede directamente echar a perder tus carreras por completo si no le pones remedio antes de tiempo.

La Clínica Mayo señala que la fascitis plantar es uno de los dolores más usuales del talón y se debe a la hinchazón del tejido que se encuentra en la planta del pie.

El síntoma que se vincula con la fascitis es intenso “cerca del talón” y este aparece al levantarse, más exactamente cuando la planta del pie toca el suelo.

Las personas que tienen más probabilidades de padecerlo son aquellos que tienen sobrepeso, los que se encuentran en un rango de edad entre los 40 y los 60 años de edad, quienes deben mantenerse de pie por un tiempo o realizan actividades que requieren un sobreesfuerzo en esa zona.

Dolor en el talón

Aunque se puede manejar en un principio el dolor que causa esta afección, es recomendable consultar con un médico para someterse a un tratamiento para evitar que se convierta en un problema crónico.

Las afecciones que provocan dolor en el talón

La Clínica Mayo asegura que las principales causas de este signo se deben a una tendinitis o a una fascitis. Sin embargo, existen otras afecciones que se ven involucradas con el talón, tales como:

  • Bursitis: es un trastorno, que se debe a la inflamación de las bolsas que atenúan los huesos, los músculos y las articulaciones. Los hombros y la cadera son los comúnmente más afectados, aunque también pueden verse involucrados los talones.
  • Artritis reumatoide: es una afección donde las articulaciones se inflaman y causan dolores agudos. Entre los tipos más comunes se encuentran: la artritis reumatoide y la artrosis. Este problema de salud impacta de manera negativa a quienes son diagnosticados con ella, afectando la calidad de vida de los mismos, por lo que los tratamientos ayudan a mitigar los signos agudos de la enfermedad.
  • Sarcoidosis: la entidad la define como un problema de salud donde las células inflamatorias se acumulan en cualquier zona del cuerpo. Aunque no se conoce su causa exacta, se cree que es una reacción del sistema inmunológico.
  • Osteomielitis: es una infección de los huesos que se da a través de la sangre, sin embargo, también puede iniciar en el mismo hueso. Aquellos que tienen problemas renales o diabetes pueden ser más vulnerables a padecer esta afección. La entidad americana asegura que por el momento no tiene cura.

Tendinitis de Aquiles: “es una lesión por sobrecarga del tendón de Aquiles” se presenta frecuentemente en deportistas, ya sean corredores o tenistas, entre otros. Es una afección que se puede tratar con remedios caseros; sin embargo, en escenarios más graves se puede desgarrar el tendón.

  • Fracturas: estas se deben en algunos casos por movimientos bruscos o repetitivos por un largo período, como correr, por ejemplo. Asimismo, se asocian con la osteoporosis.
  • Osteoporosis: afecta los huesos debilitándolos, causando fracturas por leves movimientos. La entidad explica que estas lesiones son recurrentes en las muñecas, la columna vertebral y la cadera.

Fascitis plantar

La Biblioteca de Medicina de los Estados Unidos, MedlinePlus, señala que se denomina fascitis plantar cuando se hincha el tejido grueso que se encuentra en la planta del pie. Su causa principal se debe al estiramiento o a la sobrecarga.

Aquellos que tienen el arco del pie alto o plano; tienen problemas de sobrepeso; los zapatos no son los adecuados, entre otros factores, pueden sufrir fascitis.

Ejercicio para el dolor en el talón

Dolor en el talón

Aunque las siguientes actividades pueden ayudar a calmar los dolores, no quiere decir que estos reemplacen un tratamiento prescrito por un médico.

1-Sentarse con una postura correcta: la columna recta y con los pies en el piso.

2-Luego con la ayuda de una pelota rodar de arriba hacia abajo apoyado de la superficie.

3-Realizar varias veces este masaje.

¿Te gustó el artículo? Tenemos mucho más para ti. Únete a Curadas haciendo clic en este enlace

Tomado de SEMANA

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog