Millenials y generación Z

Generación deprimida: milénicos y zetas atrapados en las redes +Video

/
3 minutos de lectura

Generación deprimida: milénicos (millennials) y zetas sufren ansiedad y depresión debido a los embates de la época que les tocó vivir.

Así lo establece su cuadro psicológico y la etapa histórica que les ha tocado vivir.

Se trata de generaciones sucesivas.

Los denominados millennials, o generación Y, nacieron entre 1981 y 1995. Los de la generación Z vinieron al mundo entre 1995 y 2007.

Generación deprimida: ansiedad y crisis económica

Cuando hablamos de «generación deprimida», de acuerdo con algunos especialistas, estamos englobando a ambas hornadas.

Profesionales de la psicología y la psiquiatría revelan que en estas generaciones cada vez hay más personas que acuden a terapia, presentando tristeza y ansiedad.

En primer lugar, para entender mejor la materia, debemos definir la depresión.

En términos médicos se verifica por síntomas que incluyen estado de ánimo decaído, así como la pérdida de interés en actividades que antes provocaban placer.

Y eso se acompaña con pérdida de peso y de energía, un sentimiento de inutilidad o de culpabilidad y reducción de la capacidad de pensar y concentrarse.

Incluso, la incidencia de ideas recurrentes sobre la muerte.

Gente triste, ansiosa y deprimida: ¿Cuál es el contexto?

Hay factores de diverso tipo que le endilgan a las personas que pertenecen a las generaciones milénicos y Z.

En tiempos actuales de más está identificar la pandemia de covid-19 como una de las causas principales.

Es así al punto que se ha generado una ansiedad excesiva a contraer la patología, a la cual se le llama coronafobia.

Asimismo, surge la fatiga pandémica, es decir, una reacción de agotamiento frente a la adversidad que no es resuelta, y la ansiedad.

A estos estados desagradables sumamos la soledad, condición relacionada directamente con la tristeza.

Aunque podría alegarse que es aplicable a cualquier edad, subrayamos que la necesidad de relacionarse con iguales es mayor entre la juventud.

Así es que esta población ha resultado afectada por las medidas que se adoptan ante la afección viral para evitar el contagio.

Generación deprimida: milénicos y zetas además de ansiedad y depresión sufren la crisis económica

Entre los millenials e individuos de la generación Z surge también ansiedad por el momento en que colisionan de frente la soledad y la vuelta al entorno social.

Esto provoca entre adolescentes y jóvenes una especie de resaca social.

Generación deprimida

Entendidos en la materia testifican que muchos pacientes expresar una incapacidad de «conectarse».

Sienten que no disfrutan de situaciones sociales y que son invadidos por la ansiedad cuando se rodean de alguien con quien acaban de relacionarse.

Generación deprimida: atrapados por las redes sociales que empeoran la ansiedad

La opción comunicacional que aglutinan las redes sociales brinda un «refugio» para muchos que sufren de estados depresivos.

De hecho, las redes sociales han contribuido a que la desconexión en la pandemia no haya sido absoluta y el confinamiento relativo.

Pero no todo uso ha sido positivo.

Por ejemplo, su uso excesivo puede hacer que las personas sustituyan eventos de carácter social en vivo.

Otra escenario no saludable es cuando hay un uso sesgado de las redes sociales.

En medio de esa situación ocurre una exposición a contenido con el que pueden compararse negativamente. Incluso se tiene acceso a publicaciones que muestran dolor emocional de desconocidos.

Generación deprimida: milénicos y zetas sufren también en el ámbito laboral

Con respecto al ámbito laboral, en el caso de los millennials se levantaron en medio de la meritocracia y la recompensa a los esfuerzos con el éxito y la mejora socioeconómica.

No obstante, el desempeño, tesón y sacrificios para alcanzar los objetivos de vida pudieron desembocar para muchos en frustración debido a crisis económicas.

Ya los estudios universitarios no deparaban necesariamente la satisfacción.

Hoy en día el miedo a llegar a dicha precariedad retorna con la pandemia.

Generación deprimida

Asuntos globales

Otros tópicos que son motivo de preocupación y de depresión en las generaciones millennials y Z los constituyen el feminismo, los derechos LGTBIQ+ y la migración, entre otros.

Estas personas se interesan por lo global y no por lo particular, acusan ansiedad por más cosas.

Allí también el empleo de las redes sociales les proporciona un sentido de pertenencia positivo, al sentirse parte de un todo.

Pero no se resume la materia a las preocupaciones: se esfuerzan en conseguir las soluciones, llegando hasta asumir una excesiva responsabilidad por asuntos globales difíciles de remediar.

Lo que sí hay que admitir es que las generaciones millenials y Z son más francas y abiertas para hablar de la depresión y la ansiedad.

En las plataformas de las redes sociales es común observar cómo las personas se refieren a la salud mental.

Se ha roto el tabú que envolvía el tema y ahora son directamente los afectados quienes manifiestan públicamente su deseo de acudir a terapia.

No priva la vergüenza a la hora de reconocer los síntomas de un eventual estado depresivo.

Tomado de The Conversation, Crea y Transforma.

También puede interesarte: El conductismo de Watson y sus polémicos procedimientos +Video.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog