Minería de criptomonedas

Minería de criptomonedas: ¿Cómo marcha en Venezuela?

//
3 minutos de lectura

Hace apenas algunos años solo mentes audaces imaginaron la existencia de un campo semejante. En el presente el ámbito económico contempla su concurso.

Minería de criptomonedas. ¿Cuál es el estado de tal actividad en Venezuela?

¿Qué condiciones imperan?

De acuerdo con fuentes del sector, el negocio es muy rentable dados los costos de la electricidad en el país

Minería de criptomonedas

Minería de criptomonedas: En las crisis surgen las oportunidades

«¿La factura de electricidad? Yo creo que ni 10 dólares al mes»,

Así responde a la inquietud Theorodo Toukoumidis Araujo, CEO de la firma Doctorminer, empresa de servicios financieros especializada en la industria minera de criptomonedas.

En la «granja» – vocablo técnico – de Doctorminer, asentada en un edificio de Caracas, cerca de 80 computadoras laboran a tiempo completo.

Se conoce por medio del vocero ejecutivo, abogado egresado de la Universidad Católica Andrés Bello, que cada equipo genera al mes unos 125 dólares.

El espacio que aloja la dotación informática incluye ventiladores para enfriar las unidades del área de trabajo.

«Descubrimos una forma de generar ingresos pasivos, ingresos diarios, transformando energía en dinero», afirma al máximo vocero de la compañía dedicada a instalar granjas mineras en el país.

Minería de criptomonedas

Minería de criptomonedas: Presente del dinero virtual

Especifica que en 2016, cuando de manera doméstica, comenzaron las operaciones, se minaba Ehtereum desde el domicilio particular.

«Vendí mi carro para comprarme una máquina para minar y mi socio cambió la moto que tenía también por una máquina», recuerda.

Hoy, la moneda estrella es el bitcoin., la más minada en Latinoamérica según estudios de la Universidad de Cambridge, en Reino Unido.

Además, Doctominer comercializa equipos del novedoso ramo, proceso que genera una serie de secuencias complejas para acuñar la moneda virtual y validar transacciones financieras.

Lo cierto es que la combinación de términos alusivos a la minería de monedas digitales hace años resultaría propio de la ciencia ficción, pero hoy constituye una realidad palpable.

Minería de criptomonedas

Minería de criptomonedas: Costo de la energía eléctrica

«En Venezuela el costo de la energía eléctrica, una de las variables del negocio, es muy barato: el kilovatio-hora sale en 0,06 centavos de dólar. Eso hace que validar un bloque o minar una criptomoneda sea mucho más rentable para cualquier interesado que en otro país».

Las declaraciones corresponden al economista Aaron Olmos, investigador universitario en el rubro de criptoactivos.

El docente explica que ni los constantes apagones que se producen en Venezuela, principalmente en la provincia, en medio de la crisis de los servicios públicos, obstaculizan el desarrollo del vanguardista oficio.

Tampoco hace mella el que la nación exhiba uno de los anchos de banda fija más bajos del continente, de acuerdo con el índice global de Speedtest. Solo Cuba y Haití se encuentra en peor situación en el subhemisferio.

«Para poder minar no necesitas tener el internet de superalta velocidad. Requieres tener un internet estable», destaca Olmos.

Con una inflación acumulada de casi 3 mil % al cierre de 2020, la más alta del mundo dicen los conocedores, la criptomoneda es algo de lo que muchos quieren agarrarse.

«Tener criptomonedas es una forma de salir de la hiperinflación en Venezuela para muchas personas, es una herramienta adicional para enfrentar la crisis», subraya Olmos.

Historia que apenas comienza

Sin embargo, son pocos los que pueden darse el lujo de invertir en el negocio de la minería de criptomonedas.

Todo esto en medio de la pulverización del valor del bolívar, ahora sometido a su tercera reconversión en poco más de una década, y el empleo de la divisa estadounidense como la moneda de uso común aunque no oficial.

Hasta el Estado incursionó en el mundo de las criptomonedas cuando en 2018 Nicolás Maduro lanzó el Petro, unidad, por cierto, vetada por el gobierno de Washington.

En general, la administración públuca regula la generación de las monedas virtuales a través de la Superintendencia Nacional de Criptoactivos y Actividades Conexas, Sunacrip. Este despacho maneja un registro de mineros.

Quien no se atenga a los permisos respectivos es objeto de detenciones e incautaciones, tal como ya ha ocurrido.

«En el camino nos enteramos de la existencia de instituciones que efectúan trámites que ni sabíamos», revela Toukomidis acerca de las exigencias impuestas a quienes minan monedas.

Mientras, el bitcoin crece en el movimiento económico aceptado en los distintos ramos del comercio.

Una evaluación de la plataforma LocalBitcoins demuestra que el volumen de bolívares en bitcoins se incrementó considerablemente desde fines de 2019. En la primera parte de 2021 alcanzaba transacciones de 110 millones de dólares.

Su cotización se orienta al alza.

Y quienes apuestan a la modernización integral del espectro financiero aprecian en la minería de criptomonedas una interesante opción.

Tomado de DW, France 24, Criptonoticias.

También puede interesarte: Venezuela está en el Top 10 de países con mayor actividad en criprominería.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog