El presidente de Chile, Gabriel Boric, ofrece su primer discurso tras asumir la presidencia, hoy, en Santiago (Chile). EFE/ Alberto Valdes

Las siete grandes líneas del primer discurso de Boric como presidente

5 minutos de lectura

Santiago de Chile, 11 mar (EFE).- El nuevo presidente de Chile, Gabriel Boric, pronunció este viernes un largo y revelador primer discurso desde el emblemático balcón de La Moneda en el que desgranó su ideología y dio pistas sobre su futuro Gobierno ante una multitud que lo vitoreó y le mostró su cariño de forma enfervorecida.

Estas son las siete ideas más destacadas de una intervención llena de guiños y símbolos al pasado, al presente, al futuro, a los colectivos sociales, a las minorías, a los pueblos originarios, a la comunidad internacional y los chilenos y chilenas a los que pidió trabajar en unidad, dialogar y recuperar los lazos rotos tras el estallido social de 2019.

COMPROMISO CON EL PUEBLO

«No estaríamos aquí sin las movilizaciones de ustedes, y quiero que sepan que no llegamos aquí sol o para llenar cargos y solazarnos entre nosotros. Para generar distancias inalcanzables. Llegamos aquí para entregarnos en cuerpo y alma al compromiso de hacer mejor la vida de nuestra patria».

«Con ustedes es nuestro compromiso. Hoy iniciamos un periodo de grandes desafíos e inmensa responsabilidad, pero no partimos de cero. Chile tiene una larga historia»

«Pero estas paredes también han sido testigo del horror de un pasado de violencia y opresión que no hemos olvidado y no olvidaremos, por donde hablamos hoy ayer entraron cohetes y eso nunca mas se puede volver a repetir en nuestra historia», afirmó en alusión al bombardeo del Palacio de la Moneda durante el golpe de Estado de Augusto Pinochet (1973).

EL INICIO DE UN CAMINO LARGO Y DIFÍCIL

«Hoy, en este camino difícil, este camino difícil de los cambios que la ciudadanía decidió echar a andar en unidad, y repito, en unidad, vienen a mi mente y a mi corazón los días en los que junto a muchos de los aquí presentes, y los que nos ven en sus casas también, marchábamos juntos por un futuro digno».

«No va a ser este Gobierno el fin de esta marcha. Vamos a seguir andando. Y el camino sin duda va a ser largo y difícil. Pero hoy los sueños de millones de personas están acá empujándonos, dándonos todo el sentido para llevar a buen puerto los cambios que la sociedad demanda. Chilena y chilenos, mi sueño es que cuando terminemos nuestro mandato, y hablo en plural, porque no es un mandato individual, no se trata de mí, es el mandato que el pueblo nos diera a este proyecto colectivo»

UNIDAD Y RESPONSABILIDAD POPULAR COMPARTIDA

«Cuando terminemos este mandato, podamos mirar a nuestros hijos, a nuestras hermanas, a nuestros padres, a nuestras vecinas, a nuestros abuelos, y sintamos que hay un país que nos protege y que nos acoge, que nos cuida, que garantiza derechos, y retribuye con justicia el aporte y el sacrificio que cada uno de ustedes hacen para el desarrollo de nuestra sociedad»

«Sabemos compatriotas que el cumplimiento de nuestras metas no será fácil. Que enfrentaremos crisis internas y externas. Que cometeremos errores. Y esos errores los deberemos enmendar con humildad, escuchando siempre, y apoyándonos en el pueblo de Chile. Quiero decirles que vamos a vivir tiempos desafiantes y tremendamente complejos».

«Y escuchare siempre las críticas constructivas y las propuestas de quienes piensan distinto a nosotros. Siempre tendrán garantizado la libertad y el derecho de disentir».

«Vamos lento porque vamos lejos. Y no vamos solos porque vamos con todos ustedes, hombres, mujeres, niños y niñas. Es esencial que ustedes formen parte de este proceso porque no podemos hacerlo solos».

MIRADA A LATINOAMERICA Y AL MUNDO

«Y basta de mirar con distancia a nuestros países vecinos. Somos profundamente latinoamericanos y desde este continente haremos esfuerzos para que la voz del sur se vuelva a escuchar firme en un mundo cambiante. Son tantos los desafíos, la emergencia climática, los procesos migratorios, la recesión económica, la crisis energética, , la violencia permanente contra las mujeres y disidencia. Queremos trabajar juntos con nuestros pueblos hermanos».

«Porque cuando no hay distribución de la riqueza, cuando la riqueza se concentra solo en unos pocos, la paz es muy difícil. Necesitamos redistribuir la riqueza que producen los chilenos y chilenas, que produce nuestra patria. Sabemos que a todas estas dificultades se suma además un contexto internacional marcado por la violencia en muchos lugares del mundo. y por la guerra. Y en esto quiero ser muy sincero. Chile promoverá siempre el respeto a los derechos humanos en todos lugares y sin importar el color del gobierno».

“Chilenos y chilenas, el mundo nos está mirando. El mundo nos está mirando y estoy seguro que también ven con complicidad lo que está pasado en Chile. Tenemos una oportunidad de ir aportando humildemente a la construcción de una sociedad más justa».

REPARAR LAS HERIDAS

“Necesitamos reparar las heridas que quedaron del estallido social. Y por eso el día de ayer hemos retirado las querellas por ley de seguridad interior del estado. Porque tenemos la convicción de que como chilenos y chilenas tenemos que volver a encontrarnos y vamos a trabajar intensamente aquello, Lo hemos conversado con las familias de los presos.

Caminemos juntos la ruta de la esperanza y construyamos todos el cambio hacia un país que sea digno y justo. Dignidad, qué palabra tan linda. Lo construiremos paso a paso, con la sabiduría de quien sabe que los cambios que duran son los que tienen sustento, conocimiento acumulado y son respaldados por grandes mayorías.

MIGRACIÓN Y ARAUCANÍA

“Vamos a recobrar el control de nuestras fronteras y vamos a trabajar junto con nuestros países hermanos para abordar de manera colectiva las dificultades que conlleva el éxodo de miles de seres humanos, no olvidemos nunca que son seres humanos.

“En el sur tenemos un problema. El conflicto que no es como se hablaba antes, de la pacificación de la Araucana, que término más burdo e injusto. Después otros decían el conflicto mapuche. No señores no es el conflicto mapuche. Es el conflicto entre el estado chileno y un pueblo que tiene derecho a existir. Y allí la solución no es ni será la violencia. Trabajaremos incansablemente por reconstruir la confianza después de tantas décadas de abuso y despojo.

REFUNDACIÓN Y NUEVA CONSTITUCIÓN

En este primer año de gobierno nos hemos impuesto como tarea acompañar de forma entusiasta nuestro proceso constituyente por el que tanto hemos luchado. Vamos a apoyar decididamente el trabajo de la convención. Necesitamos una Constitución que nos una, que sintamos como propia, una constitución de que a diferencia de la que fue impuesta a sangre, fuego y fraude por la dictadura, nazca en democracia, de manera paritaria, con participación de los pueblos indígenas, para el represente y para el futuro, para todos y no para unos pocos.

“En Chile no sobra nadie. La democracia la construimos juntos todos y todas. Y la vida que soñamos solo puede nacer de la convivencia, del diálogo, de la democracia, la colaboración y no la exclusión.

“Hoy era necesario hablar, mañana todos juntos a trabajar. Como pronosticara hace caso cincuenta años Salvador Allende estamos de nuevo, compatriotas abriendo las grandes alamedas por donde pase el hombre libre, el hombre y la mujer libres, para construir una sociedad mejor. Seguimos, viva Chile”. EFE

Curadas | Vía Agencia EFE 

Somos Curadas.com Tu compañía en información

2 Comments

  1. Ojalá y se le pudiera creer a un comunista..el mismo discursito y libreto de constituyente..de igualdad..libertad e inclusión ..prometen acabar con la pobreza..pero la pobreza de ellos y si entorno…Dios ilumine a Chile y proteja de estos depredadores..

    • El mismo cansón, fracasado,
      repetitivo, manipulador, discursito rojo, constituyente, ricos y pobres, niños y niñas, etc., etc. Quién puede creerle? El 90% de los venezolanos, obviamente, no le cree.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog