Bosco Tamames

Bosco Tamames, diseñador: «En la moda hay que ser diferente»

/
6 minutos de lectura

Bosco Tamames es uno de los valores del mundo de la moda con iniciativas que vulneran el molde de lo establecido por tal ámbito. Hoy crece la admiración por su trabajo.

Con un título superior en Diseño de Moda, el español Bosco Tamames es un excelente motivador.

Ha dedicado charlas a influir positivamente sobre el comportamiento de las personas.

Una de ellas se titula «La pasión de ser diferentes».

Explica que en su época en el colegio la mayoría de los estudiantes se dedicaba a la práctica deportiva, en especial el fútbol.

Pero eso no atrapaba su interés.

Bosco Tamames: Desde niño sabía lo que quería

«Yo quería desempeñar mis pasiones. Ya desde mi más tierna infancia sin importarme ‘el qué dirán’ no dejaba de dibujar, de pintar y de actuar».

El egresado de IED Moda Madrid, en su sede de Roma, Italia, dice que en la sociedad existe un gran miedo a lo diferente.

«Por ello durante muchos años fui blanco de críticas».

Afirma recodar que a los 5 años dibujaba figurines de señoras muy esbeltas.

«Para dibujar las cabezas tenía que ayudarme con la tapa del pegamento de barra, También recuerdo que diseñaba los vestidos de las muñecas de mi hermana».

Fundó una revista en el colegio con sus mejores amigos, fue solista del coro durante 5 años y lideró una mesa de debates.

Rememora que la moda en ese momento formaba parte de él, pero no tenía aún una exposición pública.

Bosco Tamames: la pasión es el nombre de la moda

«A los 14 años, casi peleándome, conseguí introducirme en las pasarelas más importantes».

«Sin embargo mi primer contacto con el mundo de la moda no me acabó de convencer. Y muchas cosas siguen sin hacerlo del todo hoy en día».

Se dedicó a estudiar arte y moda en París, Florencia y Londres.

«Con estas vivencias entré en contacto con otras culturas, ayudándome a consolidar mi amor por el oficio».

«Por estudios en Humanidades, pude entrar a conocer las bases en las que se sustenta la cultura occidental».

Creó junto con una amiga un pequeño taller donde desarrolló un outlet benéfico.

«Con este proyecto conseguimos ser solidarios a través de nuestra pasión porque todo iba destinado a la lucha contra la pobreza a través de ONGs», cuenta Tamames.

Un mundo de pasarelas

Cuando Ee colegio iba culminando se acercaba la escogencia de una carrera universitaria.

«En casa apoyaron mi decisión y mis amigos también la avalaron».

«Concibo la moda como una expresión del arte y la comunicación».

«Cristóbal Balenciaga sostenía que un buen diseñador debía ser arquitecto, escultor para la forma, pintor para el dibujo, músico para la armonía y filósofo para la medida».

El conferencista le agregaría «comunicador para hacer que el mensaje llegue a todos».

Asevera que en su campo no deja de sumarse a lo diferente, por lo cual huye de la moda «mainstream».

Apunta que la moda es uno de los motores económicos más importantes.

«Es uno de los sectores donde menos se tiene en cuenta el factor humano y el medio ambiente en sus procesos de producción».

Manifiesta que dentro de sus posibilidades reales busca un mayor cuidado en la producción, la confección y el trazo del producto.

Inquietudes e ideas

«Mi nueva ilusión es un proyecto de moda de hombre, fresco y natural, que apuesta por la calidad y por la ética».

Bosco Tamames envía un mensaje a los responsables de la educación.

«Plantéense si de verdad merece la pena un sistema educativo tan encasillado que no fomenta las habilidades y cualidades de una persona».

También ofrece palabras para los niños y jóvenes.

«Luchen por lo que realmente les apasiona».

«Recordemos que Nelson Mandela fue el ‘diferente’ en su comunidad y consiguió acabar con el apartheid. Teresa de Calcuta amó de forma diferente besando al más pobre».

«Y en términos de diseño Yves Saint Laurente fue incapaz de sobrevivir en el ejército durante la guerra de Argelia. Tomó la alternativa de la moda y hoy nos queda su legado».

Confía al público no saber lo que le deparará el futuro pero siempre tiene presente un pensamiento de Coco Chanel:

«Para ser irremplazable uno debe siempre buscar ser diferente».

Y es con esa autenticidad como Bosco Tamames se desenvuelve en su ejercicio profesional, brindando talento y versatilidad para el buen vestir.

Tomado de Ted Talks, IED Madrid.

También puede interesarte: Carolina Herrera: Hecho en Venezuela.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog