Sonambulismo

Sonambulismo: ¿Caminar dormido implica algún peligro?

//
8 minutos de lectura

Es un condición del sueño que se vincula más con mitos y creencias populares que con la certeza científica. Veamos que aspectos son verídicos y cuales mero fruto de la imaginación.

Sonambulismo: Caminar dormido ¿Resulta inofensivo o peligroso?

En las caricaturas aparecen los sonámbulos caminando con los ojos cerrados. Además, llevan las manos extendidas.

Frecuentemente, en las comiquitas se salvan por obra de un milagro de sufrir un accidente.

Pero, es muy diferente el caso de que en realidad le pase a una persona, a algún familiar, amigo o conocido.

Esta situación provoca un poco de temor. Parece que el individuo se encuentra bajo algún tipo de alteración.

Mas, en referencia a lo que se dice sobre el sonambulismo: ¿es de verdad riesgoso despertar a alguien que se halla bajo esa condición?

¿Caminan los sonámbulos con los ojos cerrados? ¿Qué tiene que ver el sonambulismo con la hipnosis?

Para despejar tales interrogantes revisemos, pues, de dónde procede el sonambulismo.

Sonambulismo: Caminar dormido. Una parasomnia.

El término sonambulismo viene del latín, del vocablo «somnus», que significa «soñar», y «ambulare», caminar.

Aunque el fenómeno también incluye actividades como comer, limpiar y cocinar, Y hasta, insólitamente, conducir un vehículo.

Según parámetros médicos uno de cada cuatro niños presenta esta parasomnia, o comportamiento inusual del sueño.

Los más propensos entre los infantes se encuentran entre los 11 y 12 años,

Con la edad la estadística tiende a disminuir: de 25 personas adultas solo una es susceptible de sonambulismo.

Este trastorno que desarrolla actividades motoras automáticas se presenta durante el primer tercio de la noche.

Sonambulismo: Caminar dormido. Una parasomnia.

Sonambulismo: Caminar dormido. Fases del sueño.

En ese lapso el sueño se encuentra en la fase NMOR – o NREM, por sus siglas en inglés -, que identifica al «sueño sin movimientos oculares rápidos».

El sonambulismo se registra en la tercera y última subcategoría de la NMOR, es decir, NMOR3: sueño de ondas lentas.

Eso sucede justo antes de entrar al sueño más profundo y reparador o MOR, movimiento ocular rápido.

Y no es cierto lo de los ojos cerrados y los brazos extendidos: el sonámbulo se levanta de la cama, observa a su alrededor y entra como en confusión.

Es posible que experimente en ese momento un sueño, pero no como los que corresponden a la fase de movimiento ocular rápido propiamente dicha.

Se trata, más bien, de un evento imaginario que propende al miedo o al susto, aunque al día siguiente no se guarde recuerdo de ello.

Sonambulismo: Caminar dormido. Comportamiento inconsciente.

Ese suceso que se presenta en MOR hace al sonámbulo hablar y actuar conforme con el sueño, interactuando con el entorno. Eso incluye objetos e incluso personas que no se encuentran en el sitio.

Cuando alguien camina dormido, zonas de su cerebro como la corteza parietal asociativa y la corteza dorsolateral, vinculadas con el control, se hallan bajo estado de sueño.

Entretanto, otras áreas cerebrales relacionadas con el movimiento y las emociones – tálamo, amígdala, ínsula, cíngulo, corteza motora, entre otras – continúan despiertas.

La desactivación de la corteza parietal asociativa explicaría la conciencia alterada y las conductas desinhibidas.

Sonambulismo: Caminar dormido. Una parasomnia.

Causas del sonambulismo

Lo cierto es que hasta la fecha se desconoce la causa principal del sonambulismo.

Si bien es cierto que la tensión emocional, entre ellas las angustias de la adolescencia, puede tener algún efecto, no tantas personas con tal incidencia manifiestan el trastorno.

También la fatiga extrema se ha relacionado con el fenómeno.

Sin embargo, se sabe que el factor más determinante es de carácter genético. Si una persona es sonámbula es posible que haya heredado la parasomnia.

Otra tesis que manejan los investigadores tiene que ver con la evolución: tener la capacidad de moverse rápido ante un peligro o amenaza aunque aún no se esté despierto. Eso mejoraría la capacidad de supervivencia.

Al respecto, existen aves y mamíferos marinos – verbigracia, pájaro fragata y delfín – que presentan ondas de «dormido» y «despierto» simultáneamente, pudiendo nadar y hasta volar mientras duermen.

¿Riesgoso o inofensivo?

El sonambulismo se considera en general una condición inocua. La mayoría de las veces no acarrea consecuencia alguna. No obstante, el sonámbulo puede golpearse con un mueble o romper un cristal.

Lo insólito es que de lesionarse por ello la persona solo se percatará al día siguiente, toda vez que el sonambulismo genera una especie de antestesia.

También han ocurrido, aunque con escasa frecuencia, casos de ataques a otras personas.

Entre los eventos inverosímiles encontramos que en 1987, en Ontario, Canadá, el ciudadano Kenneth James Parks manejó dormido su automóvil 20 kilómetros, mató a su suegra con una barra de hierro e intentó estrangular al padre de su esposa,

Luego, se presentó en una estación de policía revelando lo que había hecho.

En el juicio posterior fue declarado inocente por trastorno mental.

Sonambulismo: Caminar dormido. Una parasomnia.

Algunas orientaciones aprovechables

Por fortuna, eventos así no son comunes y el sonambulismo son solo rasgos atípicos de la personalidad.

Sin embargo, si las conductas tienen una alta frecuencia hay que disminuir los factores que las generan.

Se aconseja tratar de dormir más y en horarios regulares, tomar la siesta y realizar ejercicios de relajación.

Otras medidas preventivas recomiendan cerciorarse de que las salidas del domicilio estén bajo llave y dormir en pijama.

Y si alguien se percata de un caso de sonambulismo hay que procurar, gentil y tranquilamente, que regrese a la cama. Como se asemeja a una situación de hipnosis, el sonámbulo se mostrará proclive a la sugestión.

Tomado de CuriosaMente, Wikipedia, Mayo Clinic.

También puede interesarte: Conoce por qué comer antes de ir a dormir afecta tu salud y el sueño.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Recientes de Blog